Información que vale la pena compartir.

La tasa de adopción de Bitcoin está superando a Internet

El ex empleado de Google, Michael Levin, ha proporcionado datos sobre la impresionante tasa de crecimiento de adopción de Bitcoin (BTC) desde su inicio en 2009.




En comparación con Internet, PayPal, tecnologías como teléfonos móviles y otras herramientas bancarias virtuales, la tasa de adopción de Bitcoin es mucho más rápida. Levin dijo:

A pesar de la propagación del miedo, Bitcoin, como todas las tecnologías innovadoras anteriores, está siguiendo una curva de adopción predecible y transparente, aunque a un ritmo acelerado.

En solo 12 años, Levin estima que BTC alcanzó 135 millones de usuarios en la actualidad con proyecciones de mil millones de usuarios para 2025.

En el cuadro a continuación, es posible distinguir que cuando Internet estaba en el mismo punto en su curva de adopción, tomó 7.5 años para llegar a mil millones de usuarios. BTC hará lo mismo en casi la mitad del tiempo.

tasa-de-adopcion

Levin hace una distinción entre Bitcoin, la red monetaria y bitcoin (BTC), el activo.

Este último es el frente y el centro de una nueva narrativa global, la máxima reserva de valor, BTC como el Oro 2.0. El primero se refiere a la red que permite transacciones sin permiso, resistentes a la censura y en todo el mundo. Tanto el activo como la red tienen diferentes curvas de adopción.

A diferencia del oro y el Internet, BTC y su red surgieron en un contexto histórico y tecnológico que le permite tener un proceso de adopción heterogéneo. Puede tener diferentes casos de uso para diferentes inversores. Aunque son dos cosas distintas, la criptomoneda se beneficia del crecimiento de la red monetaria y viceversa.

curva-adopcion-bitcoin

Levin afirma que la criptomoneda ha llegado a un momento crítico justo al borde de la adopción generalizada. Él añade:

Estas dos curvas de adopción pueden ocurrir simultáneamente con Bitcoin, el activo, iniciando el proceso de adopción que ayuda a Bitcoin, la red, a enviar y recibir valor en última instancia. Además, la curva general de adopción de Bitcoin está llegando a un momento crítico. Y, la interacción de estas dos curvas será fundamental para que Bitcoin llegue a la corriente principal.

La adopción de Bitcoin aún está en sus primeras fases

Como se ve en el gráfico anterior, hay 4 fases en la curva de adopción compuestas por innovadores, primeros en adoptar, mayoría temprana, mayoría tardía y rezagados. Según Levin, BTC tiene una tasa de penetración actual del 6,1%.

Sin embargo, la cantidad de personas que invierten «activamente» podría ser mucho menor. Levin estima que alrededor de 2.2 mil millones de personas en todo el mundo tienen una riqueza de más de $ 10,000, suficiente para invertir en BTC.

A partir de estos datos, calcula un «denominador de base de inversores conservador» en alrededor de 1,14 mil millones de personas. Por lo tanto, la tasa de adopción de Bitcoin se encuentra ahora en «la cúspide de la mayoría temprana».

En teoría, la red monetaria podría llegar a cualquier persona con conexión a Internet. Es por eso que Levin usa un denominador más alto (4.66 mil millones con acceso a Internet) para calcular su tasa de penetración y adopción. Con este denominador y sus 135 millones actuales como numerador, BTC tiene una tasa de penetración del 2,8%. Él añade:

Bitcoin, el activo, probablemente se esté convirtiendo en la mayoría inicial, mientras que Bitcoin, la red, está a punto de pasar de innovadores a primeros en adoptar. Entonces, superponiéndose a los dos, Bitcoin, en general, aún se encuentra en las primeras etapas de su curva de adopción, probablemente en algún lugar de la fase de adopción temprana.

A principios de la próxima década, la criptomoneda y su red ya deberían estar en la siguiente fase de sus curvas de adopción. Con una sólida base de primeros adoptantes en la mayoría temprana, BTC estará un paso más cerca de completar la adopción generalizada. Para aquellos que esperan que la revolución sea televisada, es posible que ya haya comenzado.

bitcoin 2030

Compartir